Seleccionar página

Hoy nos ponemos un poco más serios. Queremos hablarte de la importancia que tienen para la salud los sistemas de filtración basados en ósmosis inversa. Pero antes te vamos a explicar en que consiste este proceso y como funciona.

Seguro que habréis escuchado en más de una ocasión el término ósmosis inversa y seguro que más de una vez te has preguntado qué es y para qué sirve. Pues bien, la ósmosis inversa, es un sistema de filtración del agua que utiliza la presión osmótica como fuerza y hace pasar el agua por una membrana semipermeable a un área de baja concentración. Ahí es donde se eliminan elementos como el sodio y posibles bacterias.

Esto te sonara a chino ¿no? Todo lo contrario, explicado de una manera sencilla: el agua es empujada por una membrana, que filtra las moléculas puras y la lleva a un depósito para ser consumida desechando las sustancias perjudiciales. En este proceso intervienen una serie de filtros:

En el Pretratamiento:

  • Filtro de sólidos: El agua de la ósmosis ha de estar filtrada y libre de sólidos. Este filtro retiene las partículas en suspensión para que no lleguen ni a ser consumidas, ni estas deterioren los demás filtros.
  • Precloración: El agua que entra a la ósmosis tiene que estar desinfectada.
  • Libre de CaCO3: se puede dosificar un antiincrustante o tener un descalcificador.

Sistema de Ósmosis:

  • EL filtro de carbón activo o declorador elimina el cloro del agua y los compuestos químicos que puedan dar lugar a un mal sabor u olor y protege a la membrana.
  • EL filtro de carbón granulado (microfiltro de seguridad) sigue con el proceso de filtración para conseguir un agua lo más pura posible.
  • Las membranas de ósmosis  contienen los elementos de filtrado más sofisticados, por los que se eliminan todos aquellos compuestos nocivos.
  • El filtro remineralizador o de calcita, elimina el sabor residual.
  • El acumulador, depósito hasta donde llega el agua tratada para ser consumida.

Y ahora llegamos a lo que realmente importa, los beneficios de este proceso, el sistema de filtrado de osmosis inversa, para la salud. Como has podido comprobar tiene muchas virtudes y es que, al no intervenir activos químicos en el proceso, es muy respetuoso con el medio ambiente, y al tener un diseño modular, no requiere de mucho mantenimiento. Pero sin lugar a duda, los beneficios que inciden sobre la salud son los mas destacables. Por ejemplo, es muy beneficioso para las personas con patologías como la hipertensión o hepatitis, ya que este proceso elimina el cloro. Asimismo, tomar un agua tan tratada y tan pura resulta de gran ayuda para las personas que se encuentran en tratamientos abrasivos como la quimioterapia o la radioterapia, cuando tienen su sistema inmunológico tan debilitado.

En Weyka ofrecemos los mejores sistemas de ósmosis inversa para que tu agua este totalmente purificada y para aportar numerosos beneficios a tu salud, evitando que las distintas bacterias del agua te perjudiquen.